Thecity.mx
< Regresar

Los barrios y su ubicación geográfica

Mexico City is divided into 16 alcaldias, each like a city unto itself.
La Ciudad de México esta dividida en 16 alcaldías, cada una, es como una pequeña ciudad.

 

La Ciudad de México como aparece en la actualidad fue creada por el Acta Constitutiva de la Federación en 1824. El congreso delimitó una superficie de 8,800 acres centrada en el Zócalo que puedes ver hasta la fecha. La enorme área fue recortada del Estado de México, pero no incluyó los núcleos poblacionales de las localidades de Coyoacán, Xochimilco, Mexicaltzingo y Tlalpan, los cuales permanecieron como parte del Estado de México hasta mucho tiempo después.

Después de la invasión de Estados Unidos, (1847 – 48), el presidente Antonio López de Santa Anna incrementó el área de la Ciudad de México casi ocho veces, de su tamaño original, 220 kilómetros cuadrados,  a 1,700 kilómetros cuadrados para asegurar los pasos estratégicos de las zonas montañosas al sur y sureste y protegerse de las invasiones extranjeras. Finalmente, entre 1898 y 1902, el área se redujo al tamaño actual de 1,479 kilómetros cuadrados (571 sq mi) ajustándose a la frontera sureste con el estado de Morelos. 

Enormidad Personificada

Hasta el día de hoy la Ciudad de México está compuesta por 1812 colonias que están divididas en 16 alcaldías y  pueblos que son unas pequeñas unidades urbanas  físicamente separadas del centro de la ciudad.  Las Alcaldías eran llamadas delegaciones (una palabra que todavía está en uso) pero, junto con el cambio de estatus de la ciudad de Distrito Federal a  una entidad más de la República, se renombró como  Ciudad de México, y las delegaciones dejaron de serlo para convertirse en alcaldías cuyas autoridades son elegidas, el 29 enero de 2016. 

Las alcaldías continúan siendo comparadas con los distritos de la Ciudad de Nueva York y justo como los distritos son comparados con los condados fuera de la ciudad, las alcaldías de la Ciudad de México son muy similares a los municipios que componen los 31 estados de la República. 

 

Aquí una pequeña introducción de cada uno de ellos. 

 

 

Álvaro Obregón

Álvaro Obregón es el tranquilo pero potente hogar de nueve pueblos indígenas, cuatro Barrios Mágicos, además de un incontable número de monumentos históricos, esculturas, museos, teatros, una amplia área de tiendas y zonas de comida y una tremenda zona boscosa en el sur. Abarca una amplia extensión con forma muy irregular que provoca en uno de sus extremos la vecindad con el Estado de México y por otro la vecindad con alcaldías como Benito Juárez y Coyoacán al mismo tiempo en que abarca casi todo el Pedregal.

Azcapotzalco

La esquina noroeste de la ciudad es Azcapotzalco y hace frontera  con innumerables áreas sobrepobladas en el Estado de México. Esto podría parecer una desventaja pero los aficionados a la historia lo recuerdan como un reino y parte de la Triple Alianza Azteca. Hoy en día, el mismo centro del municipio mantiene la sensación de un tranquilo pueblo de la época colonial en el Jardín Hidalgo y las calles aledañas. Está justo enfrente del Antiguo Convento de los Dominicos, la Iglesia parroquial de Felipe y Santiago y muy cerca está la Casa de Cultura, famosa también por sus jardines. Mientras observas exhibiciones de arte temporales y el interior de la biblioteca de Fray Bartolomé de las Casas, (que tiene con un fabuloso mural de Juan O’Gorman), puedes también caminar por el vecindario para disfrutar de las vistas, puedes dirigirte a una de las más antiguas cantinas en la ciudad, el Dux de Venecia, o dirigirte al Parque Tezozómoc con un lago y un teatro al aire libre.  

Benito Juárez

Benito Juárez comparte mucho con su vecino del norte, el más reconocido Cuauhtémoc, pero su diferencia es que resulta abrumadoramente residencial. No obstante, también tiene muchos lugares y cosas de interés para los viajeros internacionales. El mural más grande del mundo “La Marcha de la Humanidad”  del artista David Alfaro Siqueiros todavía adorna el interior del Polyforum Cultural Siqueiros. Un poco más allá está el World Trade Center que probablemente da la bienvenida a tantos visitantes internacionales como cualquier otro lugar de la ciudad. En la alcaldía también está la plaza de toros más grande del mundo conocida como la Monumental Plaza de Toros México donde además de corridas de toros se pueden disfrutar diferentes espectáculos. En la parte de la larga Avenida Insurgentes que es límite de la alcaldía, se encuentran algunos de sus vecindarios más dinámicos.  

Coyoacán

Famosa no solo por su artista local más reconocida Frida Kahlo, quien nació y falleció en La Casa Azul, Coyoacán se mantiene tan encantadora como cuando ella estuvo ahí. El vasto campus de Ciudad Universitaria es hogar del museo MUAC (Museo Universitario de Arte Contemporáneo) y una docena de otros sitios, esculturas, salas de espectáculos, y obras maestras arquitectónicas. Pero la Villa de Coyoacán sigue siendo lo que la mayoría de la gente recordará. Desde que Hernán Cortés se instaló en este lugar, aquí han vivido múltiples artistas e intelectuales, entre ellos Diego Rivera, Frida Kahlo y Octavio Paz. También se encuentran en esta alcaldía otros museos muy interesantes como el museo de Diego Rivera “Anahuacalli”, el museo de León Trotsky, El museo de Culturas Populares, el museo de las Intervenciones y el Museo Nacional de la Acuarela. Y todo esto, antes de llegar al mercado central. 

Cuajimalpa

El Parque Nacional Desierto de los Leones en el extremo sur de Cuajimalpa es un denso bosque que rodea el antiguo Convento de las Carmelitas. Hoy es también una galería de arte contemporáneo y Cuajimalpa se mantiene como un misterio en las montañas occidentales de la Ciudad. El bosque de El Ocotal es apenas visible desde los paisajes urbanos ultramodernos, incluso futuristas de Santa Fe y Bosques de las Lomas, con algunos de los centros comerciales, hoteles y restaurantes de la ciudad más exclusivos. No te puedes perder San Mateo Tlaltenango, San Lorenzo Acopilco, o San Pablo Chimalpa todos los cuales mantienen un sentido tradicional de lugar, familia y unión. 

Cuauhtémoc

Esta alcaldía es el antiguo corazón de la ciudad y el moderno receptor de la mayoría de la atención, pero no te dejes engañar por el glamour. El Templo Mayor es tu punto de partida y  estás empezando apenas a descubrir toda la Ciudad de México. Ve a La Condesa, pero checa San Rafael y Santa María la Ribera también. Existe mucho que aprender en Tlatelolco, pero de todos los museos alrededor del Centro Histórico también. El Palacio de Bellas Artes y el monumento a la Revolución merecen buenos paseos, charlas y comprensión contemplativas.  

Gustavo A. Madero

Gustavo A. Madero es el ayuntamiento situado más al norte de la capital  incluido el Tallo de la Pera. Primeramente debes visitar la Basílica de Guadalupe y después recorrer lo que se distribuye  en forma de L y se puede entender en términos de los dos extremos desde el centro y en el centro, está Lindavista y Vallejo. Los residentes del norte te dirán que son de Cuautepec y ya están mejor conectados gracias a la reciente línea del teleférico que va a Indios Verdes. Los residentes del este dirán que son de Aragón, una colección igualmente compleja y encantadora de barrios que rodean el parque Bosques de Aragón y el Zoológico.   

Iztacalco

Iztacalco es una alcaldía más pequeña en el extremo occidental de la ciudad. Primordialmente residencial también tiene conciertos y eventos deportivos y carreras de autos dentro y alrededor del famoso Palacio de los Deportes. Los vecindarios centrales como el Centro Histórico de Iztacalco corresponden a la isla original y continúan divididos en seis barrios: Santa Cruz, La Asunción, San Miguel, Los Reyes, Zapotla, San Francisco Xicaltongo y Santiago, sí como Santa Anita Zacatlamanco Huéhuetl.  El Barrio de la Asunción, cuya iglesia y antiguo convento datan desde 1564, es un sorprendente oasis de edificios coloniales y profundamente históricos. 

Iztapalapa

La más poblada de todas las alcaldías de la Ciudad de México, Iztapalapa se estableció desde tiempos post-clásicos. Es hogar del Museo del Fuego Nuevo en Huixachtécatl, hoy conocido como el Cerro de la Estrella. La ceremonia del Fuego Nuevo se llevó a cabo aquí una vez cada 52 años, comenzando un nuevo ciclo de años y celebrado un total de nueve veces, la última fue celebrada en 1507. El exconvento de Culhuacan fue construido en 1607 sobre lo que había sido un importante asentamiento antiguo. Hoy en día el museo y los campos pueden ser visitados para ver murales cristianos posteriores y algunos artefactos importantes.

Magdalena Contreras

Los Dinamos es un área de parque protegida en el perímetro sur de la ciudad a través del cual corre el río La Magdalena, la única vía fluvial abierta de la ciudad que sigue un curso de 8 millas a través del valle y una serie de cañones y rápidos. Es el lugar ideal para escalar, ir en bicicleta de montaña, o dar un paseo a caballo a lo largo de más de 20 millas de senderos. También se pueden montar tirolesas. La zona arqueológica del Mazatépetl tiene varios monumentos construidos por la cultura Otomí. La pequeña iglesia estilo barroco de Magdalena Atlitic es escenario de grandes celebraciones cada 22 de julio. El bosque templado del Parque Ejidal San Nicolás Totolapan ofrece diversas actividades deportivas y recreativas.

Miguel Hidalgo

El Bosque de Chapultepec tiene algunos de los museos más importantes de la ciudad, tales como el Museo Nacional de Antropología, con una vasta colección que muestra las civilizaciones prehispánicas del país; El Museo de Arte Moderno, con una retrospectiva permanente del arte mexicano del siglo XX; el Museo Rufino Tamayo exhibiendo arte contemporáneo, y el Papalote Museo del Niño, el país de las maravillas para los visitantes más jóvenes. El bosque está dividido en tres secciones y también tiene un zoológico, el Castillo de Chapultepec, que tiene el Museo Nacional de Historia, y un gran lago con botes en renta. En Polanco encontrarás las boutiques más prestigiosas de artículos de lujo en Presidente Masaryk que es una gran avenida comercial, así como galerías de arte, tales como la Sala de Arte Público Siqueiros y algunos de los mejores restaurantes del país, mientras que Polanquito y el Parque Lincoln son lugares agradables para visitar también. El Museo Soumaya alberga una colección de arte, y el Parque Bicentenario cuenta con invernaderos que recrean diferentes climas alrededor del mundo.

Milpa Alta

Cada Octubre, el pequeño poblado de San Pedro Actopan lleva a cabo la Feria del Mole, con más de 500 expositores tanto locales como de otras regiones del país, presentan diversas variedades de mole, una salsa espesa preparada con una amplia variedad de ingredientes que incluye cacao, ajonjolí, ciruelas pasa  y chiles secos que presentan en una variedad de colores, desde negro y café obscuro hasta verde, naranja y rojo. Puedes probar todas las diferentes variedades preparadas en múltiples formas, así como comprar la pasta o el polvo para llevar a casa. Los amantes de la comida deben visitar también el mercado del nopal cactus. El Centro de Educación Ambiental Tepenahuac organiza actividades educativas sobre agricultura y el uso de energías renovables. El Día de Muertos, se lleva a cabo el Festival de Globos de Cantoya. 

Tláhuac

La parte de más rápido crecimiento de la ciudad, Tláhuac sigue siendo sorprendentemente de carácter rural y agrícola. El Día de los Muertos celebrado en San Andrés Mixquic es, por mucho, el más famoso y colorido en el país. Pero para los residentes de la ciudad de México, Tláhuac es probablemente mejor conocido por la más reciente Línea 12 del Metro, si no fuera por los impresionantes paisajes agrícolas y el hecho de que está casi tan atravesado por canales como el cercano y mucho más famoso Xochimilco. De Los Siete Pueblos Originarios de Tláhuac, cada uno de los cuales fue fundado antes de la llegada de los españoles incluyen a: Santiago Zapotitlán, San Francisco Tlaltenco, Santa Catarina Yechuizotl, San Nicolás Tetelco, San Juan Ixtayopan, San Andrés Mixquic, y San Pedro Tláhuac.

Tlalpan

Con un 80% de bosques de reserva y un área ecológicamente sensible similar, es bueno también que Tlalpan sea la alcaldía más grande en términos de kilómetros cuadrados. Con una dispersión de pequeños pueblos encantadores, la mayor parte de la población de Tlalpan vive en la frontera norte en donde son vecinos con diversas partes de Coyoacán. Tlalpan ha sido durante mucho tiempo conocida por su centro histórico colonial, con su kiosco y los adorables cafés y tiendas. La elección en 2018 de la actual jefa de gobierno, siendo ella misma una científica ambiental, ha puesto una renovada atención en los múltiples bosques de Tlalpan, granjas y áreas agrícolas y ambientalmente sensibles. Las cinco zonas básicas de Tlalpan incluyen el Centro de Tlalpan, Villa Coapa, Padierna Miguel Hidalgo, Ajusco, y los Pueblos Rurales.

Venustiano Carranza

Hogar de los tres principales mercados de la ciudad, la alcaldía de Venustiano Carranza está en el lado oriente de la ciudad donde viven cientos de miles de habitantes. La Merced es uno de los mercados urbanos más antiguos del continente y ningún viaje de comida estará completo nunca, sin haber almorzado ahí. El Mercado de Sonora atrae a la gente no solo por los animales vivos, sino también por las plantas exóticas y remedios y por supuesto, por  los vendedores de Santería, lecturas de tarot y servicios similares. El Mercado de Jamaica es el mercado de plantas y flores más grande y famoso de la ciudad – fuera de Xochimilco (ver a continuación) -. Los investigadores se dirigen al Archivo General de la Nación, en parte porque ahora se encuentra en la famosa antigua prisión de Lecumberri, la cual tiene algunos tours guiados. Probablemente aún más notorio sea el lugar de origen de la música y el baile “sonidero”; el barrio del Peñón de los Baños. Famoso como lugar de descanso y SPA incluso para los Tlatoanis Aztecas de hace generaciones, aún puedes tomar un baño medicinal y visitar la famosa capilla.

Xochimilco

Más famosa por los embarcaderos y los paseos en trajineras llenas de flores por los canales, Xochimilco es una parte histórica sorprendente y dinámica de la ciudad y mucho más antigua que la mayoría. Con cuatro grandes mercados de plantas y flores en Cuemanco, Madre Selva, San Luis Tlaxialtemalco y el Palacio de la Flor, las raíces agrícolas de Xochimilco nunca están lejos. También es una parte creciente del turismo ecológico y la escena vacacional alternativa de la ciudad. Dentro de los museos más queridos se encuentra el Museo Dolores Olmedo que ha conservado cuidadosamente la impresionante casa y los jardines de la mecenas, incluso sus amados perros sin pelo, los “Xolos”, pero hay una extensa colección de Arte Moderno mexicano y una línea frecuente de exposiciones. Dentro de los sitios coloniales más antiguos están la iglesia parroquial de Santa María Tepepan y el Ex Convento de San Bernardino de Siena, ambos datan del siglo XVI. Con magníficos altares, esculturas y pinturas, una visita a Xochimilco no es solo un viaje al pasado, sino un viaje a un futuro que florece alrededor de muchos rincones coloridos.